China

ENGLISH

Habría que discutir tecnicismos sobre si China es o no el país más antiguo del mundo según se defina el momento de su unificación, pero desde luego no hay dudas de que es el imperio más antiguo, porque esta palabra puede haber caído en desuso, pero eso no implica que los imperios no existan, y es que China ya era hace más de 2.000 años mucho más que un país, y lo sigue siendo.

  • Con una población de casi 1.400 millones de habitantes, en la nación más poblada del mundo hay de todo, desde urbes con áreas metropolitanas de más de 30 millones de personas, hasta aldeas en las que apenas viven unas pocas familias. Aquí sale perdiendo respecto a los grandes imperios modernos, formados por países pequeños (como la Unión Europea) o estados de reciente creación (Estados Unidos, Canadá o Australia); en éstos hay más autonomía y cada uno intenta que su región esté lo mejor posible. Esa oportunidad no la disfrutan las provincias chinas, cada una de tamaño comparable a un país o gran estado, más desfavorecidas, que quedan en parte olvidadas bajo la sombra de los principales núcleos de desarrollo, orientados a los negocios, pero también al turismo, lo que nos interesa aquí:
    • Pekín. Como otras capitales mundiales, no sería gran cosa de no estar al mando. En un arduo esfuerzo por dotarla de atractivo los emperadores construyeron para sí mismos, y para los ojos del mundo, gigantescos palacios y parques. No los necesitaban, la atracción principal estaba hecha desde hacía siglos: de los 12.000 kilómetros que componen la Gran Muralla, los más accesibles se encuentran a distancia de excursión de un día desde Pekín. Que nadie piense que “no será para tanto”, la visión de la muralla serpenteando hasta donde alcanza la vista es absolutamente mágica. Una auténtica maravilla arquitectónica.
    • Shanghai era poco más que un gran puerto hace 150 años; hoy es una de las ciudades más modernas que existen, pero al mismo tiempo preserva trazos de la China tradicional, y es una excelente base para visitar otras ciudades cercanas de interés sobre todo Suzhou y Hangzhou, y en menor medida Nankín.
    • Hong Kong es la otra ciudad moderna que a todos nos suena. Dado su pasado colonial británico, para lo bueno y lo malo es el lugar menos chino de China, y aunque esto supone un descanso en cuanto a la organización en un viaje, la mayoría de visitantes se decepciona. A mí en particular me encanta el ambiente de esta nueva Babilonia y creo que sus atracciones merecen una visita.
    • Xi’an. La capital desde el 221 AC hasta el 904 DC llegó a ser la ciudad más grande y poderosa en su época, por lo que alberga un enorme patrimonio cultural. Hoy es una agradable ciudad con interesantes visitas arquitectónicas, siendo la más conocida los famosísimos Guerreros de Terracota, un ejército de miles esculturas construidos por el primer emperador y enterrado con él.
    • Y luego están los pequeños pueblos, aquellos que representan a la China rural, cuya imagen todos tenemos en mente, llenos de canales y casas de madera con tejados grises. Pensamos que así son todos los pueblos del país, pero rápidamente nos daremos cuenta de que en realidad están en peligro de extinción: Fenghuang, Pingyao y los cercanos a Monte Huang son algunos de los más conocidos y mejor preservados.
  • La naturaleza, frecuentemente ignorada por los viajes organizados, es una de las más diversas y extraordinarias del mundo, como corresponde a un país de tan enorme extensión.
    • Su gran baza son las montañas. No solo el Tíbet contiene la mayor parte de la cordillera del Himalaya, incluyendo la cara norte del Everest. Con una composición única en un entorno tan expuesto a la erosión, las montañas kársticas forman paisajes de otro mundo en lugares como Guilin, la Montaña Amarilla (Huangshan) o Zhangjiajie (conocido por haber inspirado el mundo de la película Avatar), que dejarán boquiabiertos incluso a aquellos que hayan visitado lugares parecidos, como los del Golfo de Tailandia o Palawan en Filipinas. Estas colinas han favorecido la construcción de espectaculares terrazas de arroz, siendo las más conocidas las de Longji y Yuanyang.
    • Al noroeste se extienden enormes desiertos, siendo el más conocido el de Gobi, Esta región es casi desconocida por los viajeros, excepto aquellos intrépidos que la cruzan siguiendo la aún existente y milenaria Ruta de la Seda.
    • Tampoco está falta de grandes llanuras. El norte del país hace frontera con Rusia y Mongolia; la estepa, plana e interminable es la norma. El tremendo frío invernal hará las delicias de los amantes de las bajas temperaturas, tal es así que en la ciudad de Harbin se realiza anualmente uno de los concursos de esculturas de hielo más reconocidos del mundo y en sus inmediaciones se pueden ver auroras boreales.
    • Y también tiene playas, aunque no son su punto fuerte: la provincia de Hainan es una isla que resulta ser el territorio más al sur de China. No puede competir en belleza con las playas del Sudeste Asiático, pero ahí está.
  • Gastronomía. Todos creemos conocerla bien, pero nos equivocamos más allá de que en cada plato hay arroz o fideos. Los restaurantes chinos en los países occidentales están adaptados a nuestros gustos, de modo que olvidaos del pollo con bambú y setas chinas o el cerdo agridulce. En China los dumplings se toman sólo para desayunar, la comida por lo general es picante, hay cientos de platos que a la vista y al gusto acabarán por parecerse, son muy aficionados a enormes cacerolas donde uno mismo hierve los ingredientes a su elección, adoran los pinchitos a la barbacoa y cuando pides carne nunca sabes que parte del animal te va a tocar. Si a esto añadís que en China casi nadie habla una palabra de ningún idioma que no sea chino, y que por tanto la mayoría de restaurantes sólo tienen el menú en mandarín, comer se puede convertir en una anécdota diaria.
  • Y es que una de las desventajas de China es que aunque sobrellevable, no es un país fácil para los viajeros independientes:
    • La barrera idiomática es un auténtico inconveniente, y como con la Muralla, no penséis que no será para tanto, por que lo es.
    • Las distancias son desesperantes, pero los transportes han mejorado increíblemente en los últimos 5 años con la construcción desmedida de líneas de tren de alta velocidad, lo que ha supuesto disminuir a menos de la mitad de tiempo los trayectos en el medio de locomoción más usado con diferencia, a un coste muy inferior a lo que pagaríamos en cualquier país occidental. Esto tampoco está exento de un problema para los turistas: a finales de 2018 los extranjeros no podemos reservar los billetes online ni en las máquinas expendedoras automáticas, lo que nos supondrá pagar comisiones en una agencia o hacer cola en una estación para entendernos mediante el traductor de nuestro móvil con un operario que no hablará inglés, teniendo mucho cuidado de no acabar en un destino equivocado.
  • Pero también tiene importantes ventajas:
    • Es barato. 30€ por una habitación doble en un hotel de 4 estrellas o 7€ por una cama en habitación compartida en un hostel, comer entre 2 y 5€ por persona, dos horas y media en tren bala o 12 horas en una cama de tren nocturno a 23€… son precios que nos permitirán extender nuestra estancia hasta la caducidad de nuestro visado.
    • Por cierto, para aquellos de visitas cortas, ya no hace falta visado para estancias entre 3 y 6 días en los principales destinos turísticos del país.
    • Y desmintiendo leyendas urbanas, y siguiendo la misma senda de progreso que ocurre con los transportes, es una pena que la mala educación de unos pocos (que la hay) empañe la fama de esta gente, porque son un pueblo amable que solo nos ha sorprendido para bien.

En una sola frase: China es muy grande, y no hablamos de tamaño.

DESTINOS

PEKÍN

  • LA GRAN MURALLA CHINA

SHANGHAI Y ALREDEDORES

SHAANXI

SICHUAN

  • CHENGDU
  • LESHAN

PROVINCIA DE CHONGQING

YICHANG

HUNAN

PREFECTURA DE GUILIN

HONG KONG

MACAO

INFORMACIÓN ESENCIAL

∇ Destinos

Anuncios

34 comentarios en “China

  1. Pingback: China – Al Was Here

  2. Pingback: PAMUKKALE Y HIERÁPOLIS – Al Was Here

  3. Pingback: CAPADOCIA – Al Was Here

  4. Pingback: LAS NO MEJORES, PERO AÚN ASÍ RECOMENDABLES, ZONAS DONDE ALOJARSE Y DORMIR EN NUEVA YORK – Al Was Here

  5. Pingback: TEGALLALANG, JATILUWIH Y OTRAS TERRAZAS DE ARROZ EN BALI – Al Was Here

  6. Pingback: Bali – Al Was Here

  7. Pingback: VISADO DE TURISTA PARA CHINA – Al Was Here

  8. Pingback: SHANGHAI – Al Was Here

  9. Pingback: CÓMO LLEGAR A Y DESDE LOS AEROPUERTOS A SHANGHAI – Al Was Here

  10. Pingback: PEKÍN – Al Was Here

  11. Pingback: CÓMO LLEGAR Y SALIR DE SHANGHAI EN TREN, AUTOBÚS Y BARCO – Al Was Here

  12. Pingback: TRANSPORTE EN SHANGHAI: CÓMO LLEGAR Y SALIR EN TREN, AUTOBÚS Y BARCO – Al Was Here

  13. Pingback: XI’AN – Al Was Here

  14. Pingback: CÓMO DESPLAZARSE EN SHANGHAI – Al Was Here

  15. Pingback: SUZHOU – Al Was Here

  16. Pingback: TRANSPORTE EN SUZHOU: CÓMO LLEGAR EN TREN O BUS DESDE SHANGHAI, NANJING, HANGZHOU Y OTRAS CIUDADES – Al Was Here

  17. Pingback: MONTE HUA (HUASHAN 华山) – Al Was Here

  18. Pingback: TRANSPORTE EN SUZHOU: CÓMO DESPLAZARSE EN LA CIUDAD Y CÓMO IR A TONGLI, LUZHI, MUDU Y OTROS PUEBLOS DE INTERÉS CERCANOS – Al Was Here

  19. Pingback: GUILIN, YANGSHUO Y LONGJI – Al Was Here

  20. Pingback: GUILIN (桂林) CIUDAD – Al Was Here

  21. Pingback: Sichuan (四川) – Al Was Here

  22. Pingback: TRANSPORTE EN GUILIN: CÓMO LLEGAR Y DESPLAZARSE, Y CÓMO IR A YANGSHUO Y LAS TERRAZAS DE ARROZ DE LONGJI – Al Was Here

  23. Pingback: Provincia de Chongqing – Al Was Here

  24. Pingback: CHONGQING CIUDAD – Al Was Here

  25. Pingback: YANGSHUO (阳朔) – Al Was Here

  26. Pingback: TRANSPORTE EN YANGSHUO – Al Was Here

  27. Pingback: TRANSPORTE EN YANGSHUO: CÓMO IR A GUILIN Y OTROS DESTINOS Y CÓMO DESPLAZARSE – Al Was Here

  28. Pingback: LAS TERRAZAS DE ARROZ DE LONGJI (龙脊梯田) – Al Was Here

  29. Pingback: ZHANGJIAJIE (张家界) – Al Was Here

  30. Pingback: CUÁNDO IR Y CUANDO NO IR A CHINA – Al Was Here

  31. Pingback: TRANSPORTE EN LAS TERRAZAS DE ARROZ DE LONGJI – Al Was Here

  32. Pingback: COSAS QUE ERAN CIERTAS EN CHINA Y YA NO LO SON TANTO – Al Was Here

  33. Pingback: EL MONTE HUANG O MONTAÑA AMARILLA (HUANGSHAN 黄山) – Al Was Here

  34. Pingback: TRANSPORTE: CÓMO LLEGAR Y SUBIR AL MONTE HUANGSHAN – Al Was Here

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s